580 Views |  Like

Business chic

Un ejemplo de estilismo business chic.

El vestido business es un básico en el armario de toda businesswoman. Son muy prácticos pues con ellos se puede decir que vas vestida para cualquier jornada laboral: reuniones de trabajo, eventos de mañana, incluso cambiando los accesorios son muy aptos para el afterwork o compromisos profesionales  de tarde-noche. Por ello, cada temporada invierto en uno de ellos. Este año, me apetecía hacerme uno a medida y llamé a mi querida Paula, de la marca madeinspain Oliv. Ya te he hablado de ella en otras ocasiones pues tienen vestidos, blusas y faldas sencillamente ideales, como no podía ser de otra forma, siendo ella quién está detrás. Me decanté por un vestido bicolor, combinando el estampado de moda esta temporada con los laterales en negro para estilizar la figura y la verdad es que no puedo estar más contenta con el resultado.

Es un vestido que permite múltiples combinaciones y funciona en todo tipo de códigos de imagen. Hoy te lo enseño acompañado de botines y complementos en rojo para un estilo business chic. En los días de frío lo acompaño de una chaqueta torera. No la muestro hoy porque quería darle todo el protagonismo al vestido.

¿Qué te parece el workingoutfit? ¿Tú también apuestas por vestidos business para el trabajo?

Mi WorkingOutfit

Vestido: Oliv

Abrigo: El Ganso

Botines: Permesso

Bolso: Imachic

Boina: Shein (otras temporadas)

 

 

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone